España ha cumplido en 2020 los objetivos de renovables y eficiencia energética fijados por la Unión Europea, según ha informado el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO). En concreto,  nuestro país ha cubierto más del 20 % de la demanda de la demanda de energía final con energías renovables,  al alcanzar el  21,2%, tanto por el incremento de la producción de la energía limpia como por la reducción de la demanda provocada por la crisis sanitaria. En el caso de la eficiencia energética también se ha superado  el objetivo comunitario del 20%, consiguiendo un 35,4%.

En el cumplimiento de objetivos en renovables ha tenido que ver el  porcentaje de renovables eléctricas, que se se ha incrementado del 37,13% al 42,94%, debido al  notable crecimiento de 10,1% en la generación con renovables con relación al año anterior, que se ha combinado con el descenso de la demanda bruta del 4,81%. Estos resultados consolidan la senda de descarbonización del sector de generación eléctrica, que por segundo año consecutivo ha batido récords en reducción de emisiones.

También aumentó el porcentaje de renovables en el consumo final de energía en el transporte: del 7,61% al 9,54%. A ese crecimiento contribuyó la bajada de la demanda, así como, la política de fomento de los biocombustibles en el transporte de carretera que ha supuesto un impulso al incremento de este objetivo en los últimos años.

Relacionado:  IFEMA implementa 1.600 cuadros inteligentes Schneider Electric

Por otro lado, el porcentaje de renovables correspondiente a la producción de calor y frío se ha incrementado del 17,20% al 17,97%, sobre todo por la reducción de la demanda.

 

Objetivo de eficiencia energética

En cuanto a los objetivos de eficiencia energética comprometidos por España con la Unión Europea, cabe destacar la el porcentaje de reducción de energía primaria (PEC) en 2020, que alcanzó el 35,4%, superando con creces el objetivo comprometido por España, del 20%, sobre todo por la menor actividad económica derivada de la pandemia.

El consumo de energía primaria en España durante 2020 fue de 110.847  ktep, lo que supuso una reducción del 12,0% respecto a 2019. El consumo de energía final, por su parte, experimentó un descenso del 13,4% con respecto a 2019, hasta un total de 79.436 ktep.

COMPARTIR