• Los sectores más relacionados con la construcción, como la ferretería y el bricolaje, fueron de los más afectados por la crisis de 2007. Sin embargo, un año después del inicio de la presente crisis económica a causa de la pandemia del COVID-19, son de los que más rápido y mejor se están recuperando ¿a qué cree que se debe esto?

La 2 crisis son muy diferentes, la crisis del 2007 fue una crisis financiera, algo que ya había pasado anteriormente aunque quizás no tan contundente como esta del 2007. La actual es una crisis totalmente diferente, totalmente nueva, que ha impactado a todos durante un breve periodo de tiempo (Marzo, Abril y Mayo principalmente) y después solo a unos sectores de forma muy contundente, como el canal Horeca, viajes, ocio… en cambio otros se han beneficiado porque se liberaron recursos para inversiones que han impactado positivamente nuestro sector.

Por otro lado hay un cambio en la dinámica de vida personal y de inversión del tiempo, que ha dado prioridad al espacio y la mejora del hogar. Mucha gente ha visto la necesidad y a su vez una oportunidad para mejorar sus propiedades, en donde pasamos una parte importante, o la mas importante, de nuestro tiempo de disfrute y descanso. En este sentido creo que el acercamiento al mundo del bricolaje y la reforma beneficia al sector ya que parte de la inversión particular continuará y se quedará en el tiempo.

  • Desde la propia compañía ¿cómo afrontó DEWALT esta crisis y cómo está afrontando este año de aparente recuperación?

Como empresa esta crisis la afrontamos anteponiendo sobre todo la salud de nuestros empleados y colaboradores y luego pensando al negocio. De un día al otro aprendimos a teletrabajar con éxito, a mantener relaciones en manera virtual, a desarrollar proyectos y seguir dando soporte a nuestros clientes y usuarios finales y ahora poco a poco estamos volviendo a la normalidad. Del otro lado nos encontramos con una recuperación repentina que nos obliga a gestionar una situación bastante critica en temas como la disponibilidad de producto, de componentes, materias primas y restricciones logísticas. Todos los departamentos de la empresa están trabajando para mitigar los impactos negativos y seguir dando el máximo nivel de servicio a los clientes ante una sobredemanda inesperada.

  • DEWALT siempre ha contado en España con una base muy sólida de clientes, además de seguir una estrategia muy clara de distribución y, con un equipo de profesionales cualificados, expertos en el sector ¿cuál diría que es el estado de la compañía ahora mismo a nivel nacional?

El estado actual de la compañía debo decir es muy bueno. Hemos crecido mucho en distribución y facturación durante los últimos 5/6 años, gracias a la innovación de producto, al dinamismo de nuestras actividades de marketing y comunicación, a políticas comerciales claras y sobre todo gracias al trabajo de un equipo muy profesional dedicado y con un enfoque muy claro en crear una relación exitosa con nuestros partners comerciales.

  • ¿Cuáles cree que serán los principales retos de la compañía a corto y medio plazo?

El reto a corto plazo será la gestión de esta época de expansión de demanda y restricción de la oferta que creo se alargara hasta final de año, luego el plan es confirmar y reforzar la posición en el mercado y mirar a una expansión a través de nuevas gamas de productos y canales de ventas en los cuales tenemos baja cuota de mercado, inversiones en recursos comerciales y en comunicación para incrementar el conocimiento de la marca y de las soluciones que ofrecemos.

  • ¿Y a nivel sectorial? ¿Qué tendencias diría que son las que van a marcar el devenir del sector durante la próxima década?
Relacionado:  Sumatra, nuevo consorcio para la investigación en sostenibilidad lumínica

Yo creo en una tendencia positiva. Hay planes importantes de inversión y recursos que llegarán de la Comunidad Europea como consecuencia de la crisis pandémica. Los proyectos de digitalización, de transición ecológica, de rehabilitación de las viviendas y de las urbanizaciones, la conversión y modernización de las oficinas y naves, todos, proyectos que están en la agenda y que proporcionaran efectos positivos y a largo plazo a nuestro sector.

  • Hace unos años pudimos hablaba en iElektro sobre el gran trabajo realizado por DEWALT a nivel de reconocimiento de marca, llegando hasta el punto de que su nombre es reconocido por los profesionales, formando parte del acervo cultural del país cuando se habla de herramientas. ¿Cuáles creen que han sido sus mayores aciertos en este campo y las principales diferencias que ve con respecto a sus competidores?

Creo que el acierto principal fue el enfoque en la tecnología de batería. La gama de herramientas a batería de DEWALT se ha convertido en un referente del mercado desde el principio gracias a la innovación de producto y a la comunicación. El taladro atornillador XRP DCD996 es un producto ahora icónico entre los profesionales de la construcción y de la reforma así como la gama con tecnología de batería FLEXVOLT que ofrece el rendimiento de un producto con cable.

DEWALT es una marca capaz de generar emoción y esto es un gran valor que nos diferencia.

  • El actual, es un mundo cada vez más digital y en donde la tecnología cada vez tiene un peso mayor en todos los aspectos de la vida. Los consumidores, tanto particulares como profesionales, tienen acceso a un abanico increíble de sin precedentes, pero lo principal es que el desarrollo de la digitalización y las nuevas tecnologías no va parar, va muy rápido ¿Qué estrategias de digitalización está adoptando DEWALT? ¿Cuáles diría que son las principales ventajas que este fenómeno disruptivo va a aportar al sector?

Claramente el desarrollo de las tecnologías y de la digitalización no va a parar y la mayoría de nuestras inversiones irán en esta dirección. La digitalización va a tocar a todas las áreas de negocio y todos los departamentos, desde los procesos internos a como nos relacionaremos con los usuarios finales.

Creo que las principales ventajas que nos proporciona la tecnología son, la calidad de la información para un mejor control del negocio, la reducción de la complejidad para centrarse en crear valor, la expansión de las oportunidades de comunicación y también la incorporación de la tecnología en la innovación de producto para garantizar mejores soluciones a los profesionales.

COMPARTIR