Gracias a este acuerdo marco, el consorcio pondrá en marcha una fábrica de monopiles XXL en terrenos del astillero de Fene, en A Coruña.

Iberdrola anunciado el pasado 02 de julio, que ha alcanzado un nuevo acuerdo marco de colaboración con el consorcio Windar – Navantia para la fabricación y suministro de 130 cimentaciones tipo monopile XXL, por un valor de hasta 400 millones de euros. Este acuerdo garantiza el suministro de estos componentes para futuros parques eólicos marinos hasta 2025.

Como parte del acuerdo, el consorcio formado por Navantia y Windar construirá una fábrica de monopiles XXL en terrenos del astillero de Navantia en Fene (A Coruña). El proyecto contempla «la adaptación de una nave para curvar chapa de gran espesor y hasta 16 m de diámetro, nuevas cabinas de pintado y zonas de almacenamiento para producto terminado, así como equipos de última tecnología necesarios para la fabricación.» explica el comunicado de Iberdrola.

La nueva fábrica de monopiles XXL, fabricará cimentaciones de más de 100 m de longitud y hasta 2.500 t de peso, lo que permitirá diversificar las capacidades del astillero con este nuevo producto. Se espera que la fábrica esté operativa en 13 meses.

Relacionado:  BMW Group sigue firme en su estrategia de electrificación

Este acuerdo marco refuerza una relación de más de siete años entre Iberdrola y el consorcio Navantia-Windar, que suman contratos por un valor cercano a los 1.300 millones de euros, entre los que destacan los parques eólicos marinos Wikinger, en aguas alemanas del mar Báltico; East Anglia One, en el Reino Unido; el nuevo parque eólico de Saint Brieuc, en aguas de la Bretaña francesa y dos subestaciones para estos dos últimos parques, adjudicadas a Navantia. Además, Windar realizará las piezas de transición para el parque que la energética construirá en Estados Unidos, Vineyard I.

acuerdo
Cimentaciones monopiles en parque eólico West of Duddon Sands (WODS) de Iberdrola en el Reino Unido. Foto: Iberdrola