iElektro conversó con Jaume Alcover, Director de Marketing de BAXI.

BAXI

Uno de los pocos insights positivos que sacamos de la última crisis financiera fue la importancia de crear productos, soluciones y sistemas lo más eficientes   posibles, algo que casa muy bien con las actuales tendencias de sostenibilidad. BAXI es una empresa con una apuesta muy fuerte por el sector de la construcción de viviendas y edificios con un consumo casi nulo ¿cuál cree que es el conocimiento del público medio sobre el mismo?

Los compradores de vivienda nueva conocen el concepto ya que, la nueva legislación, impone que en la construcción residencial se apliquen las directivas de edificios de consumo casi nulo. Además, hoy en día los promotores de vivienda comunican los aspectos de sostenibilidad de su producto como argumento comercial durante la venta, destacando las viviendas con sellos sostenibles nZEB (edificios de consumo casi nulo) como Breeam o Leed, con sistemas de climatización renovable y autoproducción energética, e incluso ofreciendo hipotecas verdes para la compra de la vivienda eco.

El público medio que desea una renovación de los equipos de climatización de su hogar encontrará que las propuestas del canal profesional ya no son todas como antes: cambio de equipo por el mismo equipo más moderno. El canal profesional asesora al consumidor en las nuevas tendencias como propuesta de valor avanzada que le reporte beneficios directos en términos de aumento del confort, mejora del control del sistema mediante termostatos conectados a internet y reducción del gasto energético.

¿Y cómo estima que ha sido su crecimiento durante los últimos años?

Normalmente, los cambios son impuestos a partir de las publicaciones de nuevas leyes, pero por primera vez en mi trayectoria profesional en el sector de la climatización he podido comprobar como los promotores de vivienda han ido dos o tres años por delante de la obligación legal. Al fin y al cabo, si ofreces al mercado un producto con muchos beneficios para el usuario sólo se puede esperar que crezca su adopción en los nuevos proyectos. Estamos hablando de proporcionar mejor confort con sistemas de calefacción a baja temperatura por suelo radiante, mantener el aire limpio de la vivienda con ventilación y recuperación de calor, e instalar sistemas que proporcionan calefacción, aire acondicionado y agua caliente con un solo equipo y en poco espacio, y que además suponen una factura energética reducida. Y todo ello sin encarecer en exceso el coste de la vivienda. Por tanto, el crecimiento de los nuevos sistemas sostenibles de climatización residencial ha sido exponencial en los últimos 3 años, siempre relativo al número de viviendas entregadas

¿De qué manera ayudan las soluciones de BAXI a que nuestra huella ecológica sea lo más pequeña posible?

Desde BAXI trabajamos en varios aspectos para hacer frente a este reto:

En el diseño de productos, siempre buscamos maximizar la eficiencia y fomentar el uso de productos con la menor huella ecológica (carbon footprint) posible, como por ejemplo la energía solar térmica.

En la fabricación, procuramos que el consumo de energía para producir sea el mínimo posible y el más sostenible posible, maximizando el uso de energías renovables, utilizando productos reciclables y reduciendo los residuos de la producción.

Innovando y desarrollando productos para el consumidor del futuro como la caldera doméstica de hidrógeno, con cero emisiones y preparada para trabajar con hidrógeno verde (actualmente en pruebas piloto en varios países europeos).

Y finalmente, ofreciendo a los promotores sistemas de climatización integrables en la gestión energética del hogar, combinando la captación de energía mediante paneles solares (tanto térmicos como FV) con el sistema de carga del vehículo eléctrico, todo en un único control que es capaz de gestionar el balance de consumo y producción energética de la vivienda.

Relacionado:  Simon presenta Living Places, sus premios de arquitectura

¿En qué campos están trabajando para ayudar aún más a lograr una construcción sostenible? ¿Qué apuesta realizan por las nuevas tecnologías?

Creemos que la industria de la construcción tiene todavía un recorrido enorme para producir edificios de forma más eficiente, y trabajamos como una pieza más de la cadena de valor para aumentar el nivel de digitalización del sector, desarrollar la industria de la construcción industrializada y finalmente, sistemas que ayuden a conseguir los objetivos de sostenibilidad. Es una responsabilidad como agente del sector trabajar desarrollando las soluciones de climatización para las viviendas del futuro.

Estamos en estos momentos desarrollando nuevos conceptos para los edificios build-to-rent, que deben satisfacer la alta demanda de vivienda de alquiler existente en este país, y donde el propietario no es el usuario, sino el gestor del edificio. No importa tanto el coste de la construcción, sino el coste total a lo largo de la vida útil del edificio. Es decir, se diseñan los sistemas mirando los años de uso de este, bajando los costes energéticos y de mantenimiento, tanto preventivo como correctivo.

El BIM ha llegado para quedarse y cada vez está más asentado pese a que los profesionales aún parecen ser un poco reticentes, o no se han acostumbrado del todo a su uso, ¿cómo pueden los fabricantes ayudar a los profesionales en este aspecto?

El BIM es una herramienta vital para unir los participantes de la cadena de valor de la construcción. Permite que el proyecto sea diseñado, producido, puesto en marcha y mantenido, con una única visión global y en un único entorno de proyecto. Los fabricantes debemos desarrollar y ofrecer el contenido necesario de productos y sistemas en BIM para lograr la integración en el proyecto de edificación y conseguir el mejor resultado diseñado desde el origen.

¿Qué valoración le merece el actual estado de los canales tradicionales de venta entre distribuidor e instalador?

La distribución aporta un valor fundamental para   el instalador, y no sólo logístico sino de servicio y asesoramiento profesional. La cercanía de Distribuidor e Instalador es un factor clave para canalizar muchos aspectos formativos e informativos hacia el instalador.

Como en todos los canales comerciales, la Distribución está evolucionando también hacia una digitalización que le permite encontrar al instalador con nuevos servicios y de formas diferentes.

Es obvio que la situación Covid ha acelerado el cambio en la manera de relacionarse, pero se han creado nuevos canales de comunicación para mantener e incluso aumentar los servicios más valorados. La distribución está en redes sociales que se utilizan para comunicarse con los profesionales, y también ha abierto canales e-commerce para que el instalador profesional realice sus pedidos conociendo el stock disponible y el plazo de entrega, y en cualquier hora del día y desde cualquier lugar.

La formación presencial se ha sustituido por formaciones online e incluso hay videos tutoriales para resolver tanto cuestiones administrativas como ayudas para instalar una caldera.

La Distribución y los Fabricantes deben actuar alineados como Partners y sumarse para ofrecer productos y servicios a los Instaladores profesionales desde la cercanía que ofrecen los puntos de distribución, donde seguirá existiendo siempre el trato y la confianza personal que a todos nos gusta tener.