La industria de la iluminación continúa con el intenso trabajo de investigación sobre la aplicación del UV-C.

La Asociación Española de Fabricantes de Iluminación, ANFALUM, avanza en sus trabajos de investigación sobre la radiación UV-C. Tras concebir la Especificación UNE 0068 en tiempo récord el pasado mes de junio, la patronal de la Industria de la Iluminación se incorporó al grupo de trabajo de LIGHTING EUROPE, como único miembro español.

El desarrollo de la normativa para regular la radiación UV-C, de la mano de ANFALUM junto a UNE y a los Ministerios de Industria, Comercio y Turismo, y de Sanidad, han sentado unas bases sólidas para afrontar el reto de hacer seguros, fiables, y de aplicación los productos basados en la radiación ultravioleta. La especificación UNE 0068 ha sido pionera, definiendo un marco regulatorio de seguridad eléctrica y compatibilidad electromagnética, además del protocolo de instalación, utilización y mantenimiento.

El grupo de trabajo está compuesto por especialistas de toda la UE, donde están abordando un nuevo enfoque al producto de iluminación. Ya no se trata de proporcionar luz en hogares, oficinas, industrias, hoteles, etc., hablamos de aspectos sanitarios. ANFALUM, y todos los miembros que componen LIGHTING EUROPE, están comprometidos con la salud de las personas. Con ello, los proyectos que está abordando el grupo de trabajo UV-C se realizan desde un enfoque transversal, distinto de la actividad típica de los fabricantes de iluminación.

Relacionado:  Mejora la imagen empresarial para la internacionalización de tu empresa

El objetivo es potenciar el desarrollo de nuevos productos, y nuevas soluciones, basadas en la radiación UV-C para su uso en desinfección de locales de todo tipo. Por ejemplo, los centros hospitalarios, residencias, hoteles, espacios públicos en general; y pensar también en la salud de profesionales como los cuerpos de seguridad del Estado -Policía, Guardia Civil, Ejército, etc.

LIGHTING EUROPE está definiendo a través del grupo de trabajo qué condiciones constructivas, y de utilización de la radiación ultravioleta UV-C, deben tener los equipos que se comercialicen en la UE. Una investigación que implica profundizar más en los criterios de calidad, fiabilidad, diseño de productos, para ser más efectivos frente a virus y bacterias, salvaguardando la vida de los seres vivos.

La Industria de la Iluminación es consciente de la responsabilidad que ha asumido. Es un reto de toda la Humanidad que podamos superar juntos pandemias, y preservar la salud e integridad de la vida de los seres vivos. Si el desarrollo tecnológico de la radiación ultravioleta UV-C logra reducir los contagios, habremos dado un paso decisivo.

COMPARTIR