El Ayuntamiento de Jerez ha adjudicado la segunda fase del proyecto de iluminación singular del centro histórico de la ciudad a la UTE Trenasa S.A-Hermanos Merino S.A. La inversión alcanza los 817.497 euros y las obras se ejecutarán en un plazo de cuatro meses.

El proyecto de Iluminación singular de Ayuntamiento de Jerez busca la mejora estética y ornamental de los principales puntos de interés del centro histórico, mediante la sustitución del sistema de iluminación actual, por uno tipo LED, que permita reducir la contaminación lumínica y favorezca el ahorro energético. El proyecto se enmarca en los objetivos de eficiencia energética de la Agenda 2030.

La segunda fase del proyecto fue adjudicada por el Ayuntamiento, a la UTE Trenasa S.A-Hermanos Merino S.A, por un importe de 817.497 euros y un tiempo de ejecución de cuatro meses. Las obras abarcan dos rutas que parten de la Alameda Cristina. La primera contempla el itinerario comprendido por las calles Porvera y Ancha, entre otras, y el barrio de Santiago hasta la plaza de la Merced. La segunda, comienza en la calle Tornería, plazas Platero, Asunción y Arroyo, llegando hasta todo el entorno de la Catedral y el Alcázar, y continuando por plaza de San Agustín, culminando en el barrio de San Miguel.

Relacionado:  Prysmian asiste a la Conferencia de FTTH 2017 en Marsella

También se realizarán actuaciones a varios monumentos de interés histórico para la ciudad, entre los que figuran La Catedral, El Alcázar, las iglesias de Santiago, Santo Domingo, la Merced, San Marcos, San Miguel y su entorno; la torre de la Atalaya en la iglesia de San Dionisio, el Palacio de Domecq, y la rotonda de San Agustín y la calle Porvera, (estos últimos llevarán alumbrados dinámicos). Las obras incluyen luminarias, sistemas y servicios integrados en las fachadas con proyectores integrados en los faroles, así como luminarias fijadas a las fachadas, terrazas o barandillas existentes.

El proyecto se centra en el vino como hilo conductor, que a través de la nueva iluminación creará rutas nocturnas para relatar la historia, cultura y patrimonio de la ciudad. También se proyectará una imagen fija sobre la muralla situada en la calle Ancha, junto a la fuente Álvar Núñez Cabeza de Vaca, del antiguo tren del vino de Jerez.

La primera fase del proyecto se encuentra ejecutada al 25% y está a cargo de la empresa SICE por un importe de 777.630 euros.