• Deje de apagar incendios en sus tareas de mantenimiento y empiece a prevenirlos. 
  • Obtenga toda la capacidad infrarroja necesaria para la resolución de problemas.

La cámara termográfica de bolsillo Fluke PTi120 cuenta con el tamaño ideal para tenerla siempre a mano con la mayor comodidad. Fabricada con materiales de primera calidad, es resistente a caídas desde 1 m de altura, así como a la suciedad y al agua. Con la Fluke PTi120 obtendrá inspecciones termográficas mejoradas para comprobar con rapidez la temperatura en equipos eléctricos, maquinaria y otros activos.

Además, podrá guardar, buscar y notificar problemas de forma más eficiente, gracias a la función de etiquetado de activos de Fluke Connect, lo que permite enviar la información recabada mediante Wi-Fi o descargarla automáticamente cuando se conecte a la red o al ordenador por USB.

Características principales de la Fluke PTi120

  • Organice y archive automáticamente imágenes térmicas con la función de etiquetado de activos del Fluke Connect
  • La cámara termográfica completamente radiométrica le ofrece datos de medidas con una resolución de infrarrojos de 120 x 90 (10.800 píxeles)
  • Pantalla táctil LCD de 3,5 pulgadas para facilitar la resolución de problemas
  • Rango de medida de temperatura de -20°C a 150°C
  • Paletas de seis colores
  • Puede resistir caídas desde 1 m de altura
  • Protección de la carcasa IP54
Relacionado:  Protección inteligente contra sobretensiones para técnica de procesos

Sobre Fluke

El objetivo de Fluke es ser el líder mundial en instrumentos electrónicos de medida compactos y profesionales. Los productos de la compañía son utilizados por técnicos e ingenieros en tareas de mantenimiento, procesos de instalación, pruebas de fabricación y análisis de calidad, y abarcan una amplia variedad de sectores de todo el mundo. Fluke, fundada en 1948, cuenta actualmente con oficinas en 13 países europeos y distribuye sus productos en más de 100 países. Los ingresos de la compañía en Europa representan aproximadamente el 40% de las ventas mundiales. La sede central de Fluke se encuentra en Everett, en el estado de Washington (EE.UU.). La empresa cuenta con una plantilla de más de 2.500 personas en todo el mundo. Las oficinas centrales de ventas y servicio en Europa se encuentran en Eindhoven (Países Bajos).

COMPARTIR