Gracias al continuo avance en la tecnología y los procesos industriales se ha conseguido desarrollar nuevas formas de aprovechar los materiales de desecho; llegando a convertirse en innovadoras soluciones de edificación.

Gracias a estos avances se ha logrado un nuevo nivel en el reciclaje que permitirá aprovechar al 100% los materiales bioreciclables de los neumáticos. 

Aunque bien es cierto que en la actualidad no es una técnica de construcción popular, es de esperar que gracias a sus propiedades impermeables y la facilidad con la que se puede manejar en el futuro se utilicen más comúnmente. E, incluso, en más ocasiones que el hormigón, la madera o el cemento.

https://iestrategies.es

La vida útil de un neumático promedio

En el caso de que los neumáticos sean de buena calidad, su vida media será de alrededor de 40.000 a 50.000 Km como regla general. Aunque también dependerá de una serie de factores como pueden ser:

  • Cuestiones climáticas.
  • Estado de las vías.
  • El cuidado que tengas con los mismos.

Para conseguir evitar cualquier accidente es importante cambiar los neumáticos antes del fin de su ciclo de vida. Pero también debemos tener cuidado en que después de esto, muchos de estos neumáticos terminan en basureros donde generan contaminación y de los suelos y, si se presenta un incendio, contaminan el aire. Esto sobretodo pasa en países donde no se cuenta con una gestión de desperdicios adecuada.

Relacionado:  Atos y Siemens se unen para permitir que las empresas implementen aplicaciones de IoT en una nube privada

 

Ventajas de las eco-vallas creadas a partir de neumáticos usados

El caucho se puede utilizar para convertirlo en un material increíblemente resistente, elástico y duradero con muchos fines. El más común, sin embargo, son las piezas automotrices.

Pero actualmente se puede  procesar el caucho hasta convertirlo en un material ideal para la construcción: impermeable, ligero, ecológico y resistente, al que además se le puede modificar el color para adaptarlo al gusto, entre negro, marrón y terracota o aplicar pinturas. El hecho de que sea un material impermeable también significa que impide la acumulación de hongos y termitas, lo que acaba siendo un serio problema en casas construidas con madera o bloques de hormigón o cemento.

COMPARTIR