Iberdrola ha firmado un acuerdo con el Banco Europeo de Inversiones e ICO con el que impulsará la recuperación verde mediante una nueva capacidad renovable en España. Para ello, en el acuerdo se marca que el BEI facilitará a la energética española 600 millones de euros y el Instituto de Crédito Oficial, 200 millones de euros para financiar la construcción de más de 20 proyectos con una potencia total superior a los 2.000 megavatios (MW).

Por su parte, el banco de la Unión Europea sustenta esta operación mediante un Préstamo de Energía Verde, una financiación en la que se cumple los requisitos definidos en su programa de Bonos Climáticamente Responsables, por lo que se puede asignar a su cartera de operaciones de préstamo financiadas mediante la emisión de dichos bonos.

En cambio, ICO apoya el proyecto mediante el tercer préstamo verde que ya concede el Instituto a Iberdrola para que esta potencie la producción de energía a partir de fuentes renovables y no contaminantes.

Relacionado:  Schneider Electric presenta nuevas herramientas de informes de sostenibilidad, para ahorrar en costes y visualizar los progresos medioambientales

 

El acuerdo de Iberdrola traerá recuperación económica

Todas las inversiones que va a traer consigo este acuerdo significarán un importante impacto positivo en la generación de empleo y economía al mismo tiempo que ayudarán a luchar contra el cambio climático. En total serán hasta 3.000 puestos de trabajo los que van a salir del proyecto durante la fase de construcción hasta el año 2023.

Para asegurar esto, el ICO y el BEI financiarán plantas fotovoltaicas y parques eólicos en diversas localidades españolas, la mayor parte de ellas en regiones en transición.

Parte de la financiación también irá para una nueva planta solar en Cáceres, en los municipios de Ceclavín y Alcántara, que tendrá una potencia instalada de 328 megavatios. Al igual que también está abierta la posibilidad de incluir otros proyectos fotovoltaicos en diversas regiones de España, de forma que mejorarán la seguridad del suministro y se diversificará el mix energético en España.

COMPARTIR