En el momento de la paralización de absolutamente todas las actividades no esenciales en el país español, el sector del autoconsumo renovable se detuvo por completo. Aunque la parálisis ya llevaba durante el mes de marzo notándose, a causa de medidas que tomaban las empresas para evitar los contagios entre los integrantes de su plantilla.

Por el momento, las empresas del sector eléctrico mantienen al confianza en ir pudiendo recuperar su ritmo habitual una vez comience a darse la desescalada. Pero está en manos de los proyectos de autoconsumo evitar recibir un impacto más negativo derivado de la parálisis que ha sufrido el tejido empresarial, con lo que se ha lastrado las previsiones del sector. Previsiones que estimaban alcanzar los 600 MW instalados para este año, 150 más que en el anterior.

Sobre estas previsiones ha hablado Nacho Bautista, CEO y cofundador de la plataforma Fundeen, quien mencionó: «es muy posible que no alcancemos el objetivo de MW a instalar en autoconsumo” ¿El motivo? «un parón económico de tres o cuatro meses y, por lo tanto, este 2020 será un año un 20 o 25% más corto”

 

¿Cuál es el peligro para el autoconsumo?

La mayoría de las amenazas para las empresas instaladoras de autoconsumo vienen sobretodo por las pymes. Un colectivo que es su mayor cliente y actualmente se ha visto obligado a detener toda su actividad e incluso a presentar ERTEs.

Por el momento, aunque las empresas instaladoras han sufrido un fuerte impacto por ello, Adrián Bautista, director de inversión y cofundador de Fundeen, asegura que: «El sector sigue en marcha». Además, también reconoció: «estar analizando proyectos de empresas que tenían planificado costear sus propias instalaciones de autoconsumo, pero que ahora quieren financiarla de forma alternativa para conservar su liquidez y recursos financieros”.

Relacionado:  10 consejos para ahorrar en calefacción

En el escenario que se prevé, muchas empresas empezarán a destinar recursos a otros escenarios en lugar del autoconsumo. El mismo CEO de Fundeen recuerda que hay opciones para invertir en eficiencia: «opciones que cuenta con un modelo de financiación tipo ESCO, con el que las empresas, pymes o más grandes, pueden externalizar la inversión en sus instalaciones de autoconsumo energético. En momentos como este, guardar toda la liquidez y los recursos financieros de las empresas para mejorar su productividad se convierte en un aspecto todavía más importante. Por eso, nuestra recomendación es que, si estaban pensando en costear ellos mismos un autoconsumo, busquen una fórmula para externalizar la inversión tipo ESCO

 

El plan para ayudar a las pymes

El mismo CEO de Fundeen asegura que hay un plan antiCOVID. Plan en el que las empresas que recurran a Fundeen para financiar un proyecto de autoconsumo deben asumir una comisión de estructuración entorno al 7%. Pero ahora, esta comisión se elimina. «Fundeen nació con el propósito de ser parte del movimiento de apoyo a la adaptación y mitigación frente al cambio climático, por lo que creemos que estamos obligados a lanzar este plan. No cobraremos comisión de estructuración en los proyectos, únicamente mantendremos la comisión de gestión, para ayudar a los consumidores industriales a conseguir la financiación que necesitan para instalarse un autoconsumo”

autoconsumo

 

COMPARTIR