El sector de la biomasa garantiza el suministro de energía renovable a empresas y ciudadanos durante el estado de alarma por el Covid-19. Así lo informan la Asociación Española de la Biomasa (AVEBIOM) y la Asociación Española de Empresas Productoras de Pellets de madera (APROPELLETS), que confirman que los profesionales de la bioenergía seguirán trabajando para ello.

Con idea de tranquilizar a la sociedad, las asociaciones señalan que los principales fabricantes de pellet y otros biocombustibles-comoEl negocio de la biomasa de calefacción aumentó en Galicia casi un 3% en 2018 astilla y hueso- continuarán suministrando desde sus instalaciones para garantizar el aprovisionamiento del mercado en todo el territorio durante lo que resta de invierno. Y los distribuidores de pellet seguirán abasteciendo a los puntos de venta que permanecen abiertos al público: gasolineras e hipermercados de alimentación, y también continuar realizando entregas directas en puntos de consumo. De esta forma, «las calefacciones y las industrias que utilizan biomasa podrán seguir funcionando sin problema durante el confinamiento por la alarma del coronavirus».

Desde las asociaciones se recomienda a los usuarios que evalúen bien sus necesidades para optimizar la logística y transporte. En cuanto a los servicios técnicos de calderas y estufas, siguen atendiendo averías, bien online o, si es necesario, de forma presencial.

Relacionado:  Las torres Colón, modificadas por la sostenibilidad

En cuanto a las centrales eléctricas con biomasa, «están bien abastecidas de biocombusible y seguirán generando energía sin problema. Las empresas de aprovechamiento de biomasa forestal continúan su trabajo en el monte», indican los colectivos.

 

Protección en los servicios

Por otro lado, muchas empresas de la cadena de la biomasa informan ya desde sus webs o por email de que están tomando todas las medidas necesarias para proteger a sus trabajadores y a sus clientes durante la prestación de los servicios, informa AVebiom.

Como recuerda la patronal, la energía es un servicio básico en nuestra sociedad y así lo recoge el Real Decreto 463/2020 de de 14 de marzo en su artículo 17, donde se hace una referencia explícita a la necesidad de garantizar el suministro de energía eléctrica y combustibles durante el estado de alarma.

La distribución de mercancías se considera necesaria, como expone el artículo 14 del RD y el recién publicado TMA/229/2020, de 15 de marzo, que garantiza a los transportistas el acceso a servicios necesarios para facilitar el transporte.

El negocio de la biomasa de calefacción aumentó en Galicia casi un 3% en 2018

COMPARTIR