Acogen celebró el pasado 12 de noviembre su asamblea anual bajo el lema ‘Cogeneración: sumando valores a la industria y al país‘, Acogen (Asociación Española de Cogeneración) celebró el pasado lunes su Asamblea.

En ella, su presidente, Antonio Pérez Palacio, quiso destacar que “la cogeneración es valor en forma distribuida: valor para la industria, para el clima, para el sistema energético, para el país y para el futuro“.

El  mismo instó al Gobierno a “dar un mandato al Ministerio para que elabore un nuevo marco regulador antes de un año y calificó de muy urgente el promulgar medidas transitorias para dar seguridad a las industrias hasta que se desarrolle el esperado régimen regulador de la actividad de cogeneración“. El presidente de la patronal señaló que de aquí a 2030, 300 industrias deben tomar decisiones de inversión y añadió “todas tienen valor para sus trabajadores, ayuntamientos, comunidades y para el país. Pararlas sería mutilar el futuro industrial de España.

En iElektrtro henos repetido en numerosas ocasiones que la cogeneración es uno de los pilares para lograr ka descarbonización y ayudar a que sectores industriales como el alimentario, químico, papelero, azulejo, ladrillero, automóvil, textil etc., sean más competitivos y susciten un unánime consenso político a su favor tanto en España como en Europa.

 

Eficiencia energética y sostenibilidad

Como quedó de manifiesto a lo largo de toda la asamblea, la cogeneración contribuye con sus beneficios a la competitividad de la industria y a las políticas climáticas y de eficiencia energética, con sostenibilidad industrial, medioambiental y económica. Por todo ello, Acogen pide cambios en el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030 para que la cogeneración no retroceda provocando la deslocalización de las industrias calorintensivas que la emplean y que fabrican con ella el 20% del PIB industrial del país, manteniendo más de 200.000 empleos directos, estables y de calidad y exportando la mitad de lo que producen.

Entre sus exigencias, los cogeneradores solicitan al Gobierno que dé un paso adelante en el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC 2021-2030) y que atienda las indicaciones de la Comisión Europea que le instó a revisar el papel de la cogeneración en el borrador. Consideran que el planteamiento de parar  una de cada tres cogeneraciones entre 2021-2030, reduciendo un 50% su aportación al mix eléctrico, del 12% al 6%, “es una decisión sin precedentes en Europa y un grave error ya que son las plantas más eficientes y que más competitividad aportan a las industrias”. Recuerdan que en un país más industrializado como es Alemania prevé acrecentarla desde el 18% actual al 21% a 2030, por lo que “no se entiende que España tome una postura de reducir plantas, cuando la industria calorintensiva precisa más competitividad en un entorno de clara desaceleración económica”.

Relacionado:  Los trenes holandeses se impulsan ahora con energía eólica

 

Solo el 2,6% de crecimiento

La cogeneración es clave para la descarbonización y la competitividad de sectores industriales como el alimentario, químico, papelero, azulejo, ladrillero, automóvil, textil etc., y suscita un unánime consenso político a su favor tanto en España como en Europa. A pesar de ello, y según datos de Acogen, la actividad de la cogeneración se está ralentizando. “Pese a que mantiene este año un crecimiento del 2,6%, en cinco años 1 de cada 3 plantas está en riesgo si no puede invertir por el vacío regulatorio”.

De todas estas cuestiones se habló ayer en la Asamblea que fue conducida por la periodista Ángeles Blanco, que arrancó con la entrega de los galardones al “Cogenerador de Honor”, que en esta ocasión recayó en Josep Sánchez Llibre, presidente de Foment del Treball y vicepresidente de CEOE, y José Manuel Collados Echenique, expresidente de ACOGEN y exdirector industrial de Torraspapel. Ambos recibieron el premio de manos del presidente de ACOGEN y agradecieron el reconocimiento.

La ponencia central de este foro anual corrió a cargo del economista Daniel Lacalle, quien destacó, en su comunicación sobre ‘El papel de la industria en un contexto de desaceleración económica’, la cogeneración como una herramienta de competitividad y eficiencia y clave en la descarbonización industrial. Incidió también el ponente en el retraso en contar con un marco normativo adecuado para la cogeneración en España y señaló las contribuciones que actualmente tiene y las potencialidades que encierra a futuro.

En una mesa redonda posterior, los participantes (Antonio Mateos, vicepresidente de Acogen; Antonio Quilez, director general de Cogen Energía España; Guillermo Ulacia, presidente de la Comisión de Industria y Energía de CEOE; y Gabriel Sampol, presidente del Grupo Sampol), hablaron del valor de la cogeneración hoy y a futuro, de la industria calorintensiva en la transición ecológica y del binomio competitividad/cogeneración en la industria. Quedó patente también la importancia de la industria en el contexto actual de desaceleración económica y muy especialmente del valor de la cogeneración para la industria calorintensiva y su papel en la descarbonización de la economía.

El  PNIEC estuvo también muy presente en la mesa de debate. Antonio Mateos señaló que la prioridad antes de fin de año es que se reconsidere el papel de la cogeneración en este Plan que “debe establecer contar con más cogeneración y no con menos”, que permita que todas las plantas en funcionamiento “pueden llevar a cabo su transición energética, invertir y mejorar para alcanzar más eficiencia, más flexibilidad y menores emisiones con la incorporación de nuevas tecnologías”.

acogen, cogeneradores, cogeneración, jornada, ielektro, material eléctrico, instaladores eléctricos, eficiencia energética, sostenibilidad, energías renovables

COMPARTIR