• Ocho plantas desaladoras con automatización de procesos, tecnología para la tracción, instrumentación de procesos y tecnología de comunicaciones.
  • Capacidad total de hasta 240.000 metros cúbicos por día.
  • El volumen de pedidos es una cifra de dos dígitos de millones de euros.

Siemens ha recibido un pedido de seguimiento del consorcio A3C (Rawafid Industrial, Advanced Water TechnologySETE y Al Fatah) para equipar ocho plantas desalinizadoras de agua de mar en Arabia Saudí con equipos electrónicos. Las nuevas plantas de desalinización de agua de mar por ósmosis inversa se extienden a lo largo de la costa oeste de Arabia Saudí. La capacidad total de las plantas será de hasta 240.000 metros cúbicos por día, con un consumo de energía de sólo tres kilovatios por metro cúbico por hora, lo que está por debajo del valor habitual y supondrá un importante ahorro energético. El alcance del suministro de Siemens incluye ingeniería de hardware y software, distribución de energía, automatización PCS7, convertidores de media y baja tensión, tecnología de comunicación industrial Ethernet e instrumentación de proceso para las ocho plantas de ósmosis inversa, además de la puesta en marcha de las plantas. El proyecto seguirá un calendario apretado, y su puesta en marcha está prevista para el otoño de 2019.

Casi el 95% del agua de la tierra es salina y no puede ser utilizada como agua potable o para el riego. La desalinización del agua de mar ofrece la oportunidad de obtener agua potable para las personas o agua de proces para la industria y la agricultura. En 2017, Rawafid Industrial and Advanced Water Technology (AWT) encargó a Siemens la construcción de una planta de producción de agua potable en la costa del Golfo Pérsico.

Rawafid Industrial confió en las soluciones de Siemens para el equipamiento eléctrico, la automatización con tecnología de accionamiento, la comunicación y la instrumentación. Mediante el uso eficiente de la energía solar, la planta reduce significativamente las emisiones de dióxido de carbono en comparación con las plantas abastecidas con energía procedente de fuentes no renovables. Además, la tecnología de Siemens garantiza una disponibilidad del sistema de aproximadamente el 98%. La integración vertical y horizontal de todos los componentes eléctricos reduce los costes OPEX (Gastos Operativos) así como los tiempos de mantenimiento. El control y la automatización centralizados del proceso garantizan la máxima eficiencia energética y un suministro de agua sostenible.

Relacionado:  Se agota el plazo para impugnar el impuesto sobre el valor de la producción de energía eléctrica (IVPEE)

 

Sobre Siemens

Siemens Digital Industries (DI) es un líder innovador en automatización y digitalización. En estrecha colaboración con socios y clientes, DI impulsa la transformación digital en las industrias de procesos y discretas. Con su portfolio de Digital Enterprise, DI ofrece a las empresas de todos los tamaños un conjunto completo de productos, soluciones y servicios para integrar y digitalizar toda la cadena de valor. Optimizado para las necesidades específicas de cada industria, el portfolio único de DI apoya a los clientes para lograr una mayor productividad y flexibilidad. DI añade constantemente innovaciones a su portfolio para integrar las tecnologías de vanguardia del futuro. Siemens Digital Industries tiene su sede central en Nuremberg, Alemania, y cuenta con unos 75.000 empleados en todo el mundo.

Siemens AG (Berlín y Múnich) es un grupo tecnológico líder a nivel mundial que desde hace 170 años es sinónimo de excelencia tecnológica, innovación, calidad, fiabilidad e internacionalización. La compañía está presente en todo el mundo, principalmente en las áreas de electrificación, automatización y digitalización. Siemens es un proveedor líder de soluciones eficientes en generación y transmisión de energía y pionera en soluciones de infraestructuras, así como soluciones de automatización, accionamiento y software para la industria. Gracias a su filial Siemens Healthineers AG, la compañía también es proveedor líder de equipos de imágenes médicas, como la tomografía computarizada y los sistemas de imágenes por resonancia magnética, y un líder en diagnóstico de laboratorio y tecnología clínica. En el año fiscal 2018, que finalizó el 30 de septiembre de 2018, Siemens generó ingresos de 83.000 millones de euros y un beneficio neto de 6.100 millones de euros. A fines de septiembre de 2018, la compañía tenía alrededor de 379.000 empleados en todo el mundo. Más información está disponible en Internet en su página web.

COMPARTIR