El 60% de los españoles considera que el aire acondicionado es un motivo claro de conflicto en su lugar de trabajo. Con la llegada del verano y las altas temperaturas hay un motivo de disputa recurrente en oficinas y hogares: la temperatura ideal del aire acondicionado. Así se desprende del estudio realizado por Baxi sobre ‘Opiniones, actitudes y motivaciones sobre al aire acondicionado en España’, que muestra diferencias no solo entre comunidades autónomas, también entre hombres y mujeres, así como generacionales.

Son los catalanes (73%) y los madrileños (70%) los que más discuten en el trabajo por la temperatura del aire acondicionado. En cambio, los andaluces son los que más fácilmente llegan a acuerdos y solo el 43% afirma que este tema genera conflicto en la oficina.

Consenso en el hogar
Al contrario que en los centros de trabajo, en las viviendas es más fácil llegar a un consenso, según la encuesta. Así el 77% de los españoles afirma que en casa están «muy satisfechos» con la temperatura del aire acondicionado y la mayoría señala que llegan a un acuerdo entre todos los miembros para escoger los grados.

Fuente; Youtube

Sin embargo, observamos que así como en el lugar de trabajo los andaluces son los que más llegan a acuerdos, en el hogar se invierte la tendencia. El 45% de los andaluces afirma que discute en casa por la temperatura del aire acondicionado, mientras que los catalanes llegan a consensos más fácilmente en sus hogares y solo admite disputas un 27%.

En cuanto a sexos, el estudio de Baxi recoge que, tanto en el entorno laboral como en el ámbito familiar, las mujeres se muestran menos satisfechas con la temperatura que los hombres. La edad también es un elemento diferencial, y siempre son los más jóvenes los dispuestos a negociar más la temperatura que los mayores de la oficina o de casa.

Consejos y recomendaciones
Además de la encuesta, Baxi ha preparado una guía con consejos y recomendaciones, tanto para el trabajo como para el hogar, para que los usuarios puedan afrontar el verano, que ha comenzado anticipadamente con una ola de calor.

El documento, elaborado por Alberto Jiménez, jefe de formación de Baxi, incluye diversas recomendaciones:
A la hora de adquirir un equipo de aire acondicionado, el experto recomienda a los usuarios:

Fijarse en la etiqueta energética para adquirir un equipo eficiente y ahorrar energía. La etiqueta indica el nivel de eficiencia energética del equipo, su consumo energético anual, rendimiento estacional, etc. La escala para clasificar el nivel de eficiencia de un equipo va de la A+++ a la G. Entre un aparato con clasificación energética tipo A y otro inferior, puede haber diferencias de más de un 50% de ahorro en el consumo energético por lo que contar con un equipo de aire acondicionado eficiente nos ayudará a reducir el gasto.

Relacionado:  Basor Electric llega con #LaRevoluciónTOTAL

● Asegurarse de que el equipo de aire acondicionado tiene la potencia adecuada, ya que si el equipo de mayor potencia producirá un mayor consumo de energía y si su potencia es más baja de lo que se necesita, no se conseguirá mantener el confort necesario y provocará que el climatizador esté sobreforzado, produciendo un mayor consumo energético sin alcanzar el rendimiento deseado y poniendo en peligro el buen funcionamiento del aparato.

En cuanto a las recomendaciones para el uso del equipo, que permitirán ahorrar el máximo de energía, la guía incluye:

● Mantener la estancia a la temperatura recomendada para mantener un nivel óptimo de confort: entre 24° y 26° C en verano y de 20° a 22°C en invierno. Si bien, hay que tener en cuenta otros factores como la temperatura exterior y nivel de humedad, hay que intentar que entre la temperatura exterior e interior no exista un salto térmico importante que acabe afectando a la salud.

● Que alcance la temperatura indicada de forma gradual: Lo conveniente es que la estancia se enfríe progresivamente, alcanzando la temperatura deseada de forma gradual, lo que se consigue con la tecnología inverter, que permite que el equipo se adapte en todo momento a las necesidades térmicas de la estancia a climatizar reduciendo el consumo energético (hasta un 30%).

Controlar y regular la temperatura del aire acondicionado para ahorrar energía, mediante soluciones como las que ofrecen los equipos de última generación, que incorporan control wifi para controlar desde el móvil o la Tablet la temperatura del aire acondicionado o programarla, consumiendo sólo la energía necesaria. Un ejemplo es la gama Anori de Baxi y su App Air Connect.

Un buen aislamiento de las viviendas, la instalación de todos o bajar las persianas, son otras recomendaciones del experto para reducir el consumo energético que se produce en la vivienda. También incide en la realización de un mantenimiento periódico de los equipos de aire acondicionado y una limpieza de los filtros cada cierto tiempo para garantizar su buen rendimiento.