La escasez de terreno disponible ha dificultado enormemente la adopción de la generación solar en Singapur. Los paneles solares flotantes pueden ser una alternativa viable para este estado ciudad rodeado por el agua. Los paneles flotantes pueden llegar a ser un 11% más eficientes que los situados en la preciada tierra firme. ABB, el líder tecnológico pionero, va a suministrar los componentes críticos de la central fotovoltaica flotante de 1 megavatio que servirá como campo de pruebas. Mide una hectárea, o el equivalente a 1,5 campos de fútbol. La energía generada se verterá a la red eléctrica nacional, y cubrirá las necesidades de hasta 250 viviendas.

Tarak Mehta, presidente de la división Electrification Products de ABB ha declarado: “Nos enorgullece colaborar en este importante proyecto de Singapur con nuestra capacidad tecnológica y nuestros conocimientos. Este proyecto se adapta perfectamente a nuestra estrategia Next Level en relación con la revolución energética, y es un paso importante en la colaboración con nuestros socios para incrementar la participación de las renovables en el mix energético”.

ABB

La instalación fotovoltaica flotante, situada en el embalse Tengeh, al oeste de Singapur, incorpora múltiples soluciones solares de diferentes proveedores para estudiar el rendimiento y los costes de las plataformas solares flotantes. ABB suministró los reconocidos inversores solares TRIO-50, con capacidad de 100 kW, a Phoenix Solar, uno de los integradores de sistemas que participan en el proyecto. Estos componentes esenciales convierten la corriente continua generada en los paneles solares, en corriente alterna útil para su utilización en la red eléctrica. Adicionalmente, los interruptores miniatura de baja tensión de ABB con carcasa moldeada, protegen los circuitos eléctricos en el agua.

Relacionado:  Car2go: el ahorro y la comodidad con forma de Smart

Singapur, un país con una superficie de sólo 719 kilómetros cuadrados, y una población de 5,6 millones de habitantes, tiene una irradiación solar anual media de unos 1.500 kWh/m2, lo cual hace que la energía solar sea una fuente atractiva de energía renovable. Las plataformas solares flotantes estarán refrigeradas de forma natural por el agua, lo que aumenta su eficiencia energética de forma importante. En un estudio se ha determinado que la refrigeración natural del agua sobre la que flotan las células solares las hace un 11% más eficientes que si estuviesen situadas en tierra firme. Se produce además el efecto sinérgico de que las plataformas flotantes ayudan a reducir la evaporación de la valiosa agua.

ABB
banner-paginas